Select Page

Categoría: artículos

Algunas ideas sobre lo que es una cura

Desde el inicio de su creación el psicoanálisis tuvo en su horizonte curar y tratar el malestar psíquico que padecen los seres humanos. Como es sabido, durante los primeros años de gestación del psicoanálisis, Freud centró su atención en descifrar los misterios del síntoma histérico, pues era un tipo de malestar frente al cual la ciencia de aquel tiempo encontraba su límite. Luego, poco a poco, el psicoanálisis fue ganando terreno y fue interesándose por otras formas sintomáticas como el síntoma obsesivo, las fobias, las psicosis, etc. Y a la par de estos avances fue elaborando también una forma de pensar la condición humana.

Entrar

Escritura y verdad

Tal como lo expresó Freud, el artista intenta recubrir con palabras-objeto el insoportable agujero de la castración. Con su obra busca subjetivar la muerte, resignificando poéticamente el fracaso radical con una estética, la que aunque deja intocado el núcleo abismal de la nada, permite obtener una prima de placer o un plus de goce.

Entrar

La escena en “Las Meninas” de Velázquez

El objetivo de este trabajo es realizar, a partir del análisis del cuadro “Las Meninas”, una serie de reflexiones, que tomarán como referente esta pintura para, a partir de ella, recorrer un itinerario desde el pensamiento de Foucault hasta el psicoanalítico.

Entrar

Pliegues temporales (sobre Mnemotecnia)*

El olvido amenaza, intentamos retener algo en la memoria pero las imágenes se nos escapan de las manos, de las pupilas, de la piel; paradójicamente me doy cuenta que cuando no intento atraparlas ellas aparecen intempestivas, me asaltan en sueños, al doblar una esquina cualquiera, de un día cualquiera, se me aparecen, allí están, nítidas e intensas, busco mirarlas de frente y al hacerlo desaparecen. El recuerdo no retorna de frente, el recuerdo es aquello que surge en los agujeros de la memoria consciente, como restos imaginarios, como trozos de alguna fotografía que solo se hace visible de reojo. Mirando al sesgo resuena lo perdido

Entrar

La ficción, el amor y la muerte* (2 parte)

Quizás, la seducción última que ejerce el teatro, resida en que los actores encarnan la figura de la Muerte: con el aspecto inmóvil que otorga la fijeza de sus máscaras y/o caras maquilladas, se sitúan simultáneamente como cuerpos vivos y muertos.
De modo que, la “vitalidad excesiva” de las escenas teatrales, resultan durante el tiempo de su transcurrir, un intento de estetizar y denegar el malestar que genera la muerte.

Entrar
  • 1
  • 2